Sorprende con una acogedora terraza este verano

Diseño sin título (47)

Nada mejor que tener un lindo espacio para poder capear cómodamente el calor de verano. No importa si tu terraza es grande o chiquitita, siempre hay algunos toques que puedes dar para que sea el espacio perfecto para ti y tus visitas.

Hogar. Decoración. Terrazas verano 1

Tomarte una refrescante copa al llegar del trabajo, leer un libro el fin de semana, ver una serie en la tablet, tomar desayuno, almorzar solo o en familia o simplemente dormir… son muchas las cosas que puedes hacer si cuentas con una terraza acogedora en tu casa.

No importa si el espacio es grande o chico, te daremos algunos tips para que puedas aprovecharlo este verano y se transforme en tu lugar favorito para capear el calor y para disfrutar al aire libre sola o con tu familia y amigos.

En primer lugar, lo ideal sería tener muebles plegables o apilables. Ojalá una mesita y sillas que puedas dejar a un lado en caso de que necesites la terraza para colgar ropa, dejar tu bicicleta u otras cosas. Y si tienes espacio para un pequeño sillón ver la posibilidad de que tenga ruedas retráctiles para que sea más fácil moverlo al momento de barrer, ya que las terrazas acumulan mucha tierra y polvo.

Y ojo al momento de elegir tus muebles, no tengas miedo con el color. La terraza es un lugar para jugar y atreverse, no es necesario que te muevas por los tonos tradicionales, aquí puedes innovar y optar por colores flúor y tonalidades alegres.

En este caso los muebles de plástico son ideales, ya que resisten las inclemencias del tiempo y es más fácil limpiarlos de la acumulación de polvo. A veces basta con pasar un paño húmedo y listo.

Y si odias el plástico y prefieres el reciclaje, una opción puede ser hacer tus propios muebles de pallets. Tal vez una pequeña mesa de centro o una de esquina de complemento, con la que le darás un toque especial a tu decoración.

Si quieres darle un ambiente más relajado a tu espacio, no te olvides de las alfombras, cojines y todo tipo de textiles. Esto puede dar la opción de sentarse cómodamente en el suelo, y si el espacio es muy pequeño y no cabe una mesa no necesitas un juego de terraza. Y si el piso de la terraza está muy feo, la alfombra lo disimulará perfectamente.

Si quieres tener sombra, pero no te gustan los quitasoles, puedes optar por un toldo hecho con un mantel. Le dará un toque entretenido y diferente al espacio, y puede ir en combinación con los colores de los almohadones o de la alfombra.

Tal vez el espacio de tu terraza es el de un balcón muy pequeño, pero tu sueño es tener varias plantas y un pequeño huerto. Puedes solucionar la falta de espacio con un huerto vertical, con botellas cortadas en mitades o puestas de manera horizontal y unidas entre sí con un cordel, colgando del techo.

Tienes que tener en cuenta qué plantas y hortalizas necesitan abundante sol y cuáles no, para que no se marchiten, y buscar el mejor lugar en tu terraza o balcón para colgarlas sin que las pasen a llevar y listo.

En cuanto a la iluminación, están muy de moda las guirnaldas de luces. Pueden ser blancas, multicolores, con algún color predominante, como tú quieras. También hay en diferentes diseños, es cosa de elegir lo que le viene más a los tonos de tus muebles o los cojines que tengas en la terraza. Y para la noche una linda opción es usar velas, que puedes poner en el piso o en candelabros colgantes.

¡Atrévete a innovar en tu terraza este verano!

 

 

¿qué andan diciendo?